BAOBAB African Design

La asociación diásporas fiel a su compromiso social de promoción, reivindicación y desarrollo integral de acciones afirmativas por medio del empoderamiento, participación integración arte y cultura de la comunidad afrodescendiente y específicamente en este caso de la africana, lanza su marca de ropa BAO BAB con la que busca consolidar cada vez más la triangulación África – Continente Europeo – América Latina para difusión y apoyo de la cultura africana, (como ya lo ha venido haciendo en otros países como panamá, republica dominicana y ahora en Colombia) es por ello que trabaja de la mano con modistos y diseñadores naturales de Senegal, Mali, Camerún entre muchos otros lugares y que trabajan con técnicas artesanales y rescatan tradiciones heredadas de generaciones anteriores armonizadas con elementos modernos.

BaoBab son prendas para toda ocasión, elegantes cómodas y exclusivas que hacen honor a uno de los árboles insignes del continente africano el cual es símbolo de fuerza, determinación y esperanza de un pueblo. BaoBab “Árbol mágico” o “Árbol de la vida” es un lugar importante para la toma de decisiones; así son nuestras prendas, cargadas de significado en cada trazo y en cada color en donde se refleja la resistencia, la tolerancia,  la longevidad, la vitalidad y sobre todo la magia.

En esta ocasión presenta la colección “Aires de África”, dicha colección es el engranaje entre el modisto de Costa de Marfil Zoum Diomande y Consuelo Cruz Arboleda mujer reconocida por su elegancia, clase y buen gusto y quien es la encargada de presentar esta alucinante colección.

El bogolán o Bògòlanfini o “tela de barro”

es un tipo de tejido tradicional de África Occidental muy ligado a la cultura de Mali. Este tipo de tejido se fabrica con tiras alargadas de algodón que son previamente tejidas de manera tradicional y después son cosidas unas con otras, una vez finalizado, se cuece el tejido mezclándolo con hojas de árboles autóctonos, corteza y frutos de los árboles; se usan como moldes materiales como madera o metales con diferentes formas y con un pincel se dibuja en la tela con el barro teñido de los productos vegetales, creando así estampados muy característicos con temática, formas geométricas y simbología arraigada a su cultura, por ello cada trazo tiene un gran valor cultural además de estético.

Los colores que predominan son el ocre, amarillo, marfil, marrón y negro, que combinados con buen gusto dan un resultado singular y único.

Según el tipo de estampado podía ser usado como vestido por los antiguos cazadores, para ceremonias de matrimonio o para mujeres que iban a dar a luz, ya que le atribuían un sentido simbólico de protección.

La tela africana wax (cera)

no es de tradición puramente africana, sino más bien la adopción y adaptación de un material textil, procedentes de Indonesia: Batik, esta técnica llego desde Senegal a Sudáfrica, a través de la Costa de Marfil, Camerún y el Congo difundiéndose y haciéndose famosa en toda áfrica del oeste, incluso es casi un símbolo del continente africano.

Estas telas son 100% algodón, teñidas con cera para que los colores penetren en ambos lados del tejido y permitir así una mejor fijación de los mismos, para que sus colores no destiñan, sean más resistentes y brillen por ambos lados; el wax (cera) mantiene la frescura de los colores a largo del tiempo y protege el textil del sol y el lavado continuo. Esta tela es rica en significados inspirados en la vida diaria, simbólicamente cuentan la historia en sus terrenos, sus colores y ritmos, sus estampados o formas se van repitiendo a lo largo de la tela.

La tela wax una vez pasado por las manos de una modista se convierte en una prenda, pero también en un canal de comunicación, expresando un sentimiento o un estado de quien la lleva, los mensajes reflejan la vida diaria, una crisis, una mutación social, el sufrimiento, la alegría, etc.